Este es uno de nuestros programas

BATACAZO EN SECUNDARIA



         Estamos en el mes de la escolarización de los nuevos alumnos en los centros, y esto moviliza a los equipos directivos que deben de presentar su centro a las familias y al futuro alumnado. Estas medidas son recientes han sido creadas para facilitar el tránsito entre una etapa y la siguiente.

         Se comenzó en el antiguo Preescolar para que la incorporación al mundo escolar no fuera traumático para los pequeños que accedían directamente desde sus casas; después se vio la conveniencia de establecer también un programa de Tránsito a Primaria pues se observó que aun cuando los y las pequeñas estaban adaptadas al final de la etapa infantil, era necesario que hubiese un puente que facilitara el comienzo de una nueva etapa con nuevo profesorado. Por último es el paso a Secundaria el que se trata de hacer fluido con el apoyo de los equipos directivos y el profesorado de ambas etapas.

         Todas estas medidas significan que nos preocupamos por las condiciones sobre todo emocionales en las que el alumnado pasa de una etapa a la otra para conseguir un buen rendimiento escolar. Sin embargo parece que las medidas acaban aquí. A partir del acceso, se vuelve a retomar las clases como si el alumnado hubiese estado allí desde siempre.

¿El profesorado de Secundaria tiene en cuenta los conocimientos con los que llega el nuevo alumnado? ¿Tiene en cuenta la forma de estudio o el diseño de las clases que ha tenido anteriormente?
          ¿Debería conocer el profesorado  los mejores métodos didácticos para atraer la atención y el interés hacia las materias que imparte?
          ¿Por qué sucede  que un porcentaje alto del alumnado de Primaria que en esta etapa ha obtenido unos buenos resultados cuando llega a Secundaria se convierte en un desastre?
         ¿Pueden las familias entender en qué reside la diferencia de las notas de sus hijos que en Primaria fueron notables ahora en Secundaria sean bajas? ¿Es que hay un lapsus de conocimientos entre Primaria y Secundaria? Los contenidos de cada etapa están diseñados para que sean progresivos, no habría por qué tener un escalón en donde todo/as caigan.
  Hoy queremos interesarnos e interesarte en el análisis de esta controvertida situación para el alumnado de Secundaria que probablemente es el inicio del fracaso escolar en nuestros centros.
 Para buscar los posibles motivos hemos tenido en Puerta Abierta a

- Ana Montaño, directora del CEIP Al Andalus de Sevilla cuyo claustro ha sido galardonado con el premio al Mérito Educativo en el ámbito provincial, que concede la Delegación Provincial, por sus resultados educativos.
 - Elena González, Directora del IES Juan Ciudad Duarte de Bormujos.
 -José María Pérez Jiménez,  Orientador de Instituto de Educación Secundaria, Premio Biznaga concedido por los orientadores de la provincia de Málaga. Autor del libro "Orientación Educativa". Inspector desde 2003.
 -Pedro E. García Ballesteros, Licenciado en Geografía e Historia, Profesor Agregado de Bachillerato, cofundador de la Asociación REDES. Es inspector de Educación desde 1993.
          Sus puntos de vista sobre este tema han sido clarificadores de las situaciones que se producen y las circunstancias que lo rodean.  La visión del tránsito a Secundaria desde  Primaria es positiva y realizable sin problemas para el alumnado, la visión desde los Institutos de Secundaria plantea en cambio la dificultad de adaptación por parte del alumnado a nuevas formas de enseñanza.
Desde los aportes de los inspectores también habría que tener en cuenta la formación original de los profesores de Institutos, mas preparados para impartir Bachillerato que  la Enseñanza Secundaria.

J. Mª Perez: "El paso de la Primaria a Secundaria, por lo diferente carácter de las etapas, por lo diferente que es la organización y las características de los profesionales que trabajan en ambos tipos de centro y eso hace importantísimo que el tránsito se cuide mucho con diferentes actividades y de diferentes formas. Yo he conocido casos en los que incluso trabajando el tránsito bien no terminaba de solucionarse el problema porque las causas son diversas y complejas. En Andalucía tenemos el problema agudizado con respecto al país, en Andalucía tenemos una tasa de abandono está casi en el 35% ese dato refleja que tenemos un problema estructural y que lo consigue la Primaria no lo termina de conseguir la Secundaria".

A. Montaño: "Cuando los alumnos pasan de 6º al Instituto se les dice "es que son niños chicos" y es que lo son. Mediante la Acción Tutorial se sigue al alumnado y a las familias y se conoce a todos los niños y las niñas. Cuando pasa al instituto no lo sabemos".

E. González: "Al pasar la obligatoriedad hasta los 16, es donde está el error. Porque tienen necesidades distintas hay niños que quieren enfocar sus vidas de una manera y otros la van a enfocar de otra. Niños que van a ir madurando en primero y segundo rapidisimamente y otros que no. Eso le crea una angustia al profesorado  de que no puedo seguir; y ademá al profesorado no se le ha preparado para dar clase a niños de 12 años y con los temarios como si fueran a ir a la universidad.

P. García: "En este país nunca, nunca la Enseñanza Obligatoria se había dado en dos tipos de centros distintos con dos cuerpos docentes distintos. Un matiz importantísimo que al parecer no se dio cuenta nadie. Cuando eran de 6 años, 8 o 10, con un solo cuerpo docente, maestros de Enseñanza Básica y "el que servía para estudiar" iba al Instituto donde le recibía un centro distinto y otro cuerpo docente radicalmente distinto. 
         Aquí se coge la enseñanza obligatoria y seis años con los maestros y cuatro años  en un instituto. Los cuerpos docentes tienen su idiosincrasia particular formada históricamente que el que entra ahora la asume. En primaria siguen haciendo lo de siempre y en los institutos también".

        Todas las aportaciones nos han permitido entender un poco mejor a qué se deben esos malos resultados que presenta el alumnado del primer curso de Secundaria.