Este es uno de nuestros programas

Pon un huerto en tu cole



¿Saben nuestros oyentes cual es la materia que tiene un porcentaje más alto de aceptación por el alumnado de Primaria? Si, es lo que han pensado. La que tiene más adeptos es Conocimiento del Medio.
¿Por qué será? Yo he pensado que es porque les explica muchas de las situaciones que tienen cerca, de los mecanismos que nos mantienen vivos, de las plantas que se comen, que dan sombra, de las características de los seres vivos que nos rodean, de las condiciones que nos demanda el planeta Tierra para seguir cobijándonos. Casi todo es posible verlo con sus propios ojos, y si no reproducirlos en imágenes que lo permitan.
Por eso esta materia les resulta fácil, la entienden, porque les habla de lo que nos permite la vida, de la alimentación, del cuidado del planeta, del cuidado de los seres vivos.
En algunos casos es posible acercarles a la Naturaleza para que hagan sus propios descubrimientos, que sientan las vivencias de tocar, sentir, escuchar, oler o probar, en otros casos hay que echar mano de dibujos, pizarras digitales, cds o documentales, pero faltan las emociones del que se siente protagonista del momento.
Algunos docentes quieren conseguir que esta asignatura se parezca al primer caso. No se conforman con las imágenes del libro o de la pizarra digital, su pasión por la Naturaleza le hace buscar soluciones para transmitírsela a su alumnado. Salidas fuera del centro, en el patio e incluso crear un ambiente natural en la propia clase.
¿Qué podemos proporcionar al alumnado para que se acerque a la Naturaleza real y tangible?
¿Qué cómo se hace? ¿Quiere saber si en las casas también hay alguna posibilidad? Nuestros invitados de esta tarde son tres apasionados del huerto y nos han contado cómo han sido sus comienzos en esta experiencia hortícola.
Mercedes Díaz  maestra  de 5º de Primaria del Ceip Virgen del Rosario de Las Pajanosas
Mar Robledo Castro, profesora del CEPER del Polígono Sur de Sevilla
Juan Manuel Blanco, alumno de Plan de Cultura emprendedora (Huertos Ecológicos)

-M. Díaz. "Uno de los objetivos de este año era que todos los niños tuvieran la oportunidad de plantar. Todos los niños del centro desde los tres años hasta los de sexto, hemos conseguido planten su pequeña plantita, su plantón, su lechuguita, su pimentero.  Y eso era el objetivo, que tuvieran ese contacto...  En  primaria, el huerto ha sido como una zona más de juego en el horario del recreo, independientemente que también  hemos salido para plantar  y para cuidar. La experiencia ha sido que era un lugar más y  libremente han participado en la zona del huerto, curiosamente sin ningún tipo de problema. En el huerto los niños han entrado y salido con total libertad. Ellos cogen su manguera y aunque al principio le hemos tenido que orientar pero luego es una zona más en la que pueden participar y como todos los niños, un poco por intereses. Hay niños que se han sorprendido porque han encontrado un lugar donde se encuentra a gusto, donde puede hacer cosas diferentes. Hay niños a los que no les gusta jugar al fútbol, a otros no les gusta otro tipo de actividad y allí han encontrado su sitio".

-M. Robledo "En mi centro son adultos mayores de 18 años. Cuando llegué, al principio se me hizo todo un mundo, me encontré con hombres y mujeres que llevaban formados un año, pero poco a poco (el huerto)  me ha ido “llamando” y me he ido involucrando y la verdad es que siempre busco un huequecito en mi patio y digo, “pues ahí mismo voy a plantar una tomatera” Siempre buscando un lugar en donde plantar. Y es como algo como el correr. Cada día quieres correr más, o quieres avanzar más. Pues el huerto es lo mismo y el otro día había unos neumáticos y lo hemos cogido como de macetones o de planteras. Es que te tiene que gustar, si no te llega a enganchar de verdad".

-J. M. Blanco. "Al principio fue difícil, había mucha gente para unir en un trabajo en común. Se planteó como una experiencia piloto para los futuros huertos del Parque del Guadaira. Nosotros queríamos que el alcalde, el distrito y todos los que nos gobiernan en el barrio supiesen que había unas personas cualificadas. Hicimos convenio con el CEPER que nos están formando organizativamente y tuvimos a la Universidad de Sevilla de nuestra parte.

            Nosotros empezamos con una financiación de cincuenta y nueve euros y hemos hecho un huerto de 400 metros cuadrados. Nosotros hemos sido autosuficientes para buscarnos todo tipo de recursos. El tema de adecentamiento del huerto, de maquinaria, de herramientas, todo eso lo hemos hecho al principio a mano. El primer año entramos en un proyecto Comenius con el  CEPER de Emprendimiento, y recibimos a personas de Turquía, de Portugal, que recababan información de nosotros sobre cómo habíamos hecho el huerto y como nos había financiado las herramientas el plan Comenius".
           
               Un huerto escolar es más que una asignatura, es más que unas tomateras. Es la transmisión de vivencias y sensaciones. Es entender de alimentación, de consumo, de comercio, de ecología, es generosidad, es saber esperar, es compartir, es transmitir.


No hay comentarios: