Escucha NEO FM online

ALIMENTACION Y APRENDIZAJE

ALIMENTACIÓN MACROBIÓTICA
Dedicamos nuestro programa educativo de esta tarde a la alimentación y su influencia en el aprendizaje de los niños y niñas en edad escolar.
La alimentación que hoy practicamos probablemente  es diferente de la que pensamos como óptima para la familia.
Podemos diferenciar entre la alimentación y cultura, alimentación y sociedad, o alimentación y necesidad.
La cultura en la que viven las familias impone un tipo de costumbres alimentarias que viene heredada de nuestros bisabuelos y sus condiciones de vida, así comemos muchos platos derivados de la escasez o del aprovechamiento de los recursos. Aunque hoy no se den las mismas circunstancias, al menos de forma generalizada, aún comemos platos y alimentos de esa época con bastante ilusión por ejemplo las migas, las sardinas arenques, las compotas, el puchero, las aceitunas.
Por otro lado nos encontramos que la alimentación que practicamos en la actualidad también viene influida por nuestro tipo de vida, el ajetreo del trabajo de los padres, la posibilidad económica de comer fuera comida rápida, o en un restaurante.
Y por último, queremos hacer visible también la realidad social de crisis económica en la que se vive en España  que hace que la alimentación para muchas familias sea un bien escaso en el que se ven incluidos niños y niñas, teniendo que verse privados de alimentos necesarios para su crecimiento físico e intelectual.
Con este planteamiento previo, centramos el tema de esta tarde en los alimentos que más influyen en el desarrollo intelectual, que les aporta aquellos elementos esenciales para la atención, la memoria, la concentración, a los escolares y qué tienen estos alimentos que no tienen otros.
Nuestra invitada de esta tarde ha sido Mª Ángeles Ignacio Martagón del CEIP Vicente Alexandre de Brenes y nos ha hablado de la alimentación macrobiótica.
M.A.I. - La palabra macrobiótica significa  “larga vida” pero una vida de calidad. Surge de las investigaciones sobre las distintas formas que había de cocinar distintos alimentos e ingredientes, adaptaciones culinarias del extremo oriente, que no solo pedían  nutrir a la persona o alimentarla,  sino que era una alimentación que prevenía enfermedades y hacía no solo que su vida se alargara sino que tuviera una calidad de vida.  
La macrobiótica referida a la alimentación nos dice que la tierra donde vivimos nos surte de  los alimentos que necesitamos en cada época del año. Nosotros tenemos esas armas para estar sanos y poder afrontar nuestra vida y nuestros retos personales. Nos ayuda tanto físicamente como mentalmente o emocionalmente. La macrobiótica nos dice que comas los alimentos que te da cada estación preferentemente los del  lugar donde vives. Porque no es igual una persona que viva en el Caribe que está lleno de frutas tropicales que vivir en otros países donde hace mucho frío que son países que necesitan más proteínas, mas grasas.
Ahora, podemos consumir cualquier tipo de producto en cualquier momento,  y podemos enfermar. En invierno comer mucha piña o plátanos que son alimentos fríos, hace que el sistema inmunológico se resienta. Cualquier virus o bacteria es más propicia para que enfermes.  

También hay que tener en cuenta dentro de la macrobiótica  la proporción de los alimentos. Nuestro sistema biológico nos marca que alimentos son los que debemos que consumir. Nuestra dentadura tiene veinte molares para moler el trigo, el arroz, los cereales, ocho incisivos para cortar vegetales y cuatro caninos para rasgar la carne.  Esto nos va dando una idea de cuales son los alimentos que más necesitamos.
Para terminar nos quedamos con una de sus frases: Al principio nos costará un poquito, pero a la medida que lo vayamos incorporando será cada vez más fácil y tu nivel de energía y tu nivel emocional será mejor.
 

No hay comentarios: