Este es uno de nuestros programas

Leer es un placer


Desde que los niños y niñas de infantil comienzan a reconocer las letras y a descifrar palabras hay un verdadero empeño en las escuelas y los centros educativos en general por crear un hábito lector en el alumnado.
Se crean bibliotecas de aula, y de centros, se invita a los familiares a que lean cuentos, se organiza el libro viajero, y un sinfín de actividades para conseguir que el libro sea un objeto cercano, familiar, manipulado y entretenido.
En cursos posteriores el interés del profesorado es el mismo, pero las actividades que se proponen son mas exigentes. Se les proponen libros, resúmenes, o rellenar una ficha, para constatar que los han leído. Con la intención de crear ese hábito lector, olvidamos el trasmitirles el gusto por elegir, el gusto por interiorizar sin tener que explicar. Podemos conseguir que al final de curso haya leído cada uno, 20 ó 25 libros, lo dudoso es si hemos conseguido que les guste leer, o todo lo contrario.
La lectura es importante si nos origina placer, si nos enriquece, y nos ensancha la mente. Para ello es preciso conseguir un ambiente intimo, que nos ayude a leer hacia dentro, para nosotros.
Os invitamos a quedaros con nosotros porque hoy nuestros y nuestras invitadas nos van a hablar del placer de leer.
José Avilés Vega, 
-        Daniel Avilés Castro, 9 años. Lope de Rueda de Sevilla
Maria Avilés Castro, 7 años. Lope de Rueda de Sevilla
Mario Vazquez  13 años, 2º de ESO IES Lauretum de Espartinas
Teresa Vazquez Izquierdo, 11 años 5º Ceip Joaquín Benjumea Burín
Rita                                    12 años 6º Ceip Maestro Arturo Giner
Javi                                     7 años 2º Ceip Maestro Arturo Giner

J. A. - "Yo tuve la suerte de que mi padre era un gran lector, y leía todo lo que caía en sus manos, y de ahí puede ser que yo haya cogido esa afición a la lectura. Yo tengo el recuerdo desde mi más tierna infancia de tener siempre libros a la mano, y no de tener precisamente libros infantiles, estamos hablando de una época en la que el acceso al libro, quizás no era tan sencillo como ahora y la variedad, el amplio abanico que tenemos de edades para elegir libros. Pero en cualquier caso se leía. Si lo ves en el entorno te aficionas y poco a poco vas adquiriendo el hábito porque en cierto modo viajas en el tiempo. La gracia de la lectura es esa. Desde pequeños, como yo hago ahora con mis hijos, lo hacía mi padre conmigo".
D.A. -"Tenemos libros en clase y también tenemos una encargada de biblioteca que cuando cogemos un libro se lo decimos, y ella lo apunta con la fecha en que lo hemos cogido. Nos lo llevamos a casa y cuando nos lo leemos lo entregamos y pone en la ficha la fecha de devolución. Y después nos llevamos una hoja de lectura para hacer un resumen y una hojita para pagarla en un árbol lector que tenemos".
M.A. - "Tenemos libros en clase y vamos a la biblioteca que hay en clase que es  una estantería con muchos libros para leérnoslo. Cuando he terminado todo lo que se tiene  que hacer cojo uno y si no me lo termino lo vuelvo a coger otro día".
M.V. - "A mi me gusta mucho leer. Llevo leyendo desde que tenía 4 ó 5 años. Me gustaba mucho y todavía me sigue gustando. En mi casa teníamos muchos libros, claro yo era bastante pequeño y la gran parte de ellos no llegaba a entender de que iban todos, pero tenia unos cuantos tebeos de Mortadelo y Filemón y libros infantiles con los  cuales leía y me entretenía mucho. Yo recuerdo cuando era pequeño de que mi madre venía y me leía algún cuento por la noche para dormir". 
T. V. - "Yo empecé a leer desde los 5 años. En el colegio tenemos una biblioteca y no solemos ir mucho. Allí no solemos trabajar la lectura. Nos dicen que nos llevemos un libro y cuando hemos terminado las actividades podemos leer. Así no se puede leer bien porque hay mucho ruido. Yo suelo echarme en un sillón en casa, o me voy a mi  cuarto, me siento en mi cama y me pongo a leer los libros que yo quiero".
Rita: - "En el colegio tenemos una biblioteca para niños de diferentes edades. Mis libros favoritos son la Colección de Babette Coll, de Gianni Rodari:El camino que no iba a ninguna parte y Rebelión en la granja de George Orwell".
Javi: - "En el colegio una semana nos podemos leer un libro, los viernes nos da un resumen para que lo hagamos,  y después el otro finde tenemos que hacer un cuento. Mi lectura favorita La bruja Brunilda".
Un gran aporte para crear esta afición a la lectura es la afición de los familiares. Ir con ellos a escoger libros a librerías, visitar bibliotecas, leer en casa, hablar de libros entre los padres o abuelos etc. sin duda puede hacer que la afición a la lectura de los niños aparezca antes de su entrada en la escuela.
Por otro lado hacer cursos para animación a la lectura puede aportarnos a todos y todas las educadoras algunas ideas que no sean impositivas sino imaginativas, amenas, participativas, no excluyentes, expositivas, y plásticas.

No hay comentarios: