Escucha NEO FM online

ENSEÑANZA LAICA



La cultura de un país es la suma de los acontecimientos que han ido transcurriendo a lo largo de su Historia, y van pasando al acerbo popular, por la importancia o el impacto que produjo en la población; sean éstos vinculados a  hechos históricos, naturales, o religiosos.  
Estamos muy cercanos a fechas impregnadas de una cultura religiosa. Toda la población la vive con la aceptación de lo que es una tradición, y la disfruta haciendo  todo aquello que esa tradición ha ido marcando como obligatorio. Sean de las creencias que sean, las fiestas cristianas y católicas tienen una aceptación mundial.
Las familias van transmitiendo sus creencias religiosas  a sus hijas e hijos de la forma que ellas lo recibieron también.
¿Pero, y los centros educativos? ¿También en los centros educativos se actúa de la misma forma? ¿Cómo se trata en los centros estos hechos religiosos? ¿Se unifica al alumnado y se representa la tradición cristiana como única?
 En la actualidad, la sociedad española y europea, vive una situación multiracial y multicultural, que se expresa también en los centros educativos, los cuales, por lo tanto,  tienen que abrir las puertas a esas otras culturas y creencias. No todos somos iguales, ni todos creemos lo mismo. 
El respeto es, pues, la actitud que la escuela y su profesorado debe transmitir al alumnado en relación con las creencias religiosas vengan de donde vengan.
Por otro lado, las creencias religiosas pertenecen al ámbito de la fe y por ello no tienen un contenido racional y científico. ¿Cual es el tratamiento que éstas deben recibir en los centros educativos?
La  enseñanza de la religión de forma curricular no convence a todos.  Es un contrasentido si entendemos que el Estado es  aconfesional y pero la educación no es laica.
Nos han acompañado para hablarnos de todo ello:
 - Elena González Luna, licenciada en Antropología, tiene dos hijos de diferentes edades y por ello   pertenece al  Ampa Padre Manjón y del IES Juan Ciudad Duarte, de Bormujos.      
- Práxedes Caballero Rísquez, Catedrático de Filosofía del IES Politécnico de Sevilla y  autor de algunos artículos sobre la Educación laica.
 Y esto es algo de lo que dijeron:
D.D. He leído tus artículos sobre la educación laica y pienso que quizás el laicismo no es muy aceptado aún, porque no se entiende bien, es antirreligioso, o ofensivo, algo negativo.
P. C. En parte puede haber desconocimiento del tema, pero también hay confusión propiciada y favorecida. Que se tenga una imagen negativa del laicismo, pues hay interés en que se tenga esa imagen. Convendría aclarar   que el laicismo no es una actitud antirreligiosa, ni siquiera anticlerical. Que una persona se declare laicista o partidaria del laicismo, no dice absolutamente nada de cuales son sus creencias religiosas. Una persona puede ser perfectamente creyente y laico. El laicismo lo que defiende es un modelo de relación entre las iglesias y el Estado, de absoluta independencia y de radical separación, de no injerencia.
El laicismo no es una postura beligerante contra nada, es más bien una postura defensiva.  Intenta defender que el espacio público no se contamine con creencias privadas, absolutamente respetables pero en el ámbito de lo privado.
E. L. Tenemos que admitir que cada vez nos encontramos con más familias que cuando llegan a la  reunión de presentación del curso, preguntan por la preparación de los alumnos para la primera comunión. Es muy difícil de convencer a la sociedad, porque no se ha hecho en todos estos años de democracia que llevamos, no se ha acostumbrado a la población a decirle que la religión tiene que estar en su casa, en la iglesia o donde tengan que hacerlo, pero no en el colegio.
La gente sigue pensando que el colegio es el sitio donde van a formar al niño en buenas costumbres, en buenos valores, en ser una persona honrada y honesta pero a través de esa clase de religión. Ha llegado un momento en que los padres no saben que la educación en los colegios se va a tratar a través del respeto y la tolerancia; pero los padres creen que si esa clase de religión no existe, es como si eso quedara fuera. Entonces, ellos exigen que esa clase de religión esté en los colegios. Una parte de la población  pedimos que se nos respeten nuestros derechos y los colegios (públicos) se mantengan laicos y al margen de la religión.

Estas son otras visiones de un mismo hecho. Abramos nuestras mentes y respetemos a todas las ideas. No todos los tiempos son iguales, no tienen que seguir vigentes los mismos criterios de épocas anteriores. Ahora se descubre cada día, que hechos que han sido tenidos por ciertos e inamovibles, son erróneos. La escuela debe ser ejemplo de apertura, respeto y de tolerancia. 


1 comentario:

Anónimo dijo...

Buenos días. Os presento un Estudio basico para ir entrando en materia. Para adquirir conocimiento que nos ayude a tomar buenas posiciones. No fanáticas.:
https://laicismoperverso.blogspot.com.es/ Saludos. Llevo algun tiempo interesado en este tema social. Leyendo artículos.